Letras tu revista literaria

jueves, 30 de diciembre de 2010

viernes, 24 de diciembre de 2010

13 náufragos, de Salvador Moreno Valencia



Embarque
Embarcar es la meta. Todos sus ahorros, fruto de años, los invierten en el sueño de llegar al otro lado: la tierra prometida.

Son miles los que arriesgan sus vidas; mujeres, niños, y hombres que desesperadamente buscan un lugar donde se les trate dignamente. La mayoría de ellos conocen lo que van a encontrar porque lo han oído, e incluso, algunos, lo han visto.

El mar está lleno de cadáveres, pero parece que a nadie le importa. Europa tiene la actitud hipócrita y cínica de mirar hacia otro lado, o, todavía peor, destinar millones de euros a la construcción de muros, a la vigilancia de las costas y a la deportación.

Pese a las dificultades, la desesperación de los seres humanos que arriesgan la vida en la travesía, es mucho más terrible que las murallas a las que habrán de enfrentarse, primero serán las físicas, luego, las peores de ellas, las psíquicas: la intolerancia, el odio, el desprecio…

Con este poemario de los 13 náufragos quiero aportar mi granito de arena, para que no caigan en el olvido los miles de seres que desaparecen cada día en el mar por alcanzar un sueño.

Que ningún hombre en la tierra se defina como ilegal, o sin papeles. Todos hemos nacido en esta tierra, y de ella debemos vivir, y en ella debemos compartir los bienes, y en ella debemos luchar para que la igualdad entre los hombres sea un hecho, no una falacia.

Para que se respeten los derechos humanos en todo el planeta, gritemos ¡BASTA!, unámonos en pos de la paz, la justicia, la libertad. Caminemos hacia la humanización, no hacia la animalización.

-----------------------------------------------------------------------------------
Leer el poemario completo en Letras Uruguay

También pueden bajarlo o leerlo en:

jueves, 16 de diciembre de 2010

Mi poema "Un rato de olvido" ha sido finalista DEL X PREMIO DE POESÍA EL ERMITAÑO

Un rato de olvido



Al tiempo le hacen ilusión

las musarañas; las del olvido;

frecuentes hilos de memoria,

arrojados al oscuro abismo,

los Albures danzan

en la niebla de la tarde;

tú haces planes de futuro;

yo me quedo hipnotizado

mirando musarañas;

en un rincón arden

los restos;

fotografías, objetos y

sueños oxidados.



FALLO DEL X PREMIO DE POESÍA EL ERMITAÑO


El jurado del X Premio de Poesía “El Ermitaño”, compuesto por: Rafael Esteban Poullet, Felipe Lamadrid, Verónica Pedemonte, y Jesús Graván, reunidos el día 6 de diciembre de 2010 a las 13:00 horas, comunica que debido a la calidad similar de algunas de las obras presentadas al premio, sin que según el juicio del jurado, ninguna de ellas lograra destacar sobre las otras, tras horas de deliberación y con el objetivo de no declarar desierto el premio en su X edición, acogiéndose al punto 11 de las bases convocatorias, ha concluido y decidido realizar el siguiente fallo:



• Se designan cuatro obras ganadoras y cinco finalistas. De cada obra ganadora, serán seleccionados por el jurado diez poemas. De cada obra finalista, serán seleccionados dos poemas. Con los poemas seleccionados, siempre y cuando el autor lo autorice y esté conforme, se realizará una antología poética, cuya edición, en un principio, será digital, debido a las dificultades técnicas en las que nos encontramos en estos momentos, pero manteniendo la opción, en el futuro, de realizarse una edición impresa.



GANADORES:



- Anzuelos, de José Manuel Sandrodi.

- Swan, de Leticia Camacho Calvo.

- Desnudo Pasajero, de Julio Castelló Alonso.

- Desnudar Nombres, de Agustín Calvo Galán.



FINALISTAS:



- Charadas, de Francisco Quintero González

- ¿HAY ALGÚN DIOS AHÍ?, de Juan Manuel Alcedo Alcedo.

- La noche más larga del mundo…, de Francisco Javier Martín Rodríguez.

- Un rato de Olvido, de Salvador Moreno Valencia.

- Hojas, de Regla Ortiz Mogollón.

viernes, 10 de diciembre de 2010

El tránsito

Salvador Moreno, escritor, pintor Foto: E. de Juan

-----------------------------
Pienso el tránsito

Porque pienso la vida;

pienso la vida

porque pienso el tránsito.



Opuesto el uno a la otra,

Sin embargo,

Complementarios.



Sin el primero no es posible la segunda.

viernes, 3 de diciembre de 2010

El grito

Bajo la lluvia

de gotas infinitas

las hojas otoñales

se arremolinan

sopladas por un suave

viento.



Un niño llora

en algún rincón

del mundo;

tan desgarrador

su grito

como el dolor

del que es

victima.



Al calor de una taza de té

me preguntó hasta cuándo

seguiré siendo cómplice

de la barbarie.